Lunes 23 de Marzo 2015

Inmerecida derrota

Sportivo Barracas - Víctor Santa María - AFA 2015 - Vs Dep ParaguayoEl Arrabalero no pudo hacer pie ante Deportivo Paraguayo y se fue con las manos vacías de la cancha de Liniers, tras el gol tempranero de Inguimbert. 

Muchos cambios obligados por lesiones obligaron a la dupla Infante-Vidal a echar mano al banco de suplentes y rotar jugadores tanto en la línea defensiva como en el mediocampo.

A partir del tanto, sin merecimiento alguno, Deportivo Paraguayo se allanó a su mejor receta. Tiró el equipo a su propio campo y conformó un bloque que se volvió un fuerte infranqueable. Los creadores del fútbol asociado del Arrabalero no se sintieron cómodos en una cancha que ofrece dificultades para el dominio y el volumen de juego.

Maximiliano Portillo salió lesionado a los pocos minutos de comenzado el partido tras una durísima entrada que el árbitro decidió ignorar. El colombiano Miller Moreno se ubicó en el extremo izquierdo del ataque.

La primera parte terminó con una llegada de Kevin Juan tras asociarse con Matías Discenza, pero un atento arquero desactivó el peligro tras cortar con los pies antes del remate del delantero.

En la segunda mitad Carlos Ricci debió dejar el campo por lesión. En su lugar ingresó Diego Dorregaray, quien aportó su capacidad y su criterio para darle más precisión al inicio de cada jugada. Intentó también con algún remate desde afuera del área.

Los minutos pasaban, y a medida que se arrimaba el final, los locales se tiraron aún más atrás debido al empuje y la energía de Sportivo Barracas. Dos jugadas similaresdentro del área  con Moreno como protagonista fueron las más claras, pero ambas no lograron concretarse. Una por remate desviado y otra por el arquero Romero tras dar rebote al disparo Gonzalo Valdéz.

Sin más tiempo para llegar el empate, la victoria quedó en poder de Paraguayo. Un premio exagerado para un equipo que sólo cumplió con creces la faz defensiva. Para el Arrabalero fue la hora de conocer la primera derrota. Pero también el momento de aprendizaje y de renovar el optimismo que no debe claudicar.

La próxima fecha se viene un duro rival como lo es El Porvenir, aunque esta vez de local y en un campo de juego propicio para desarrollar su estilo.